Los juguetes de nena son mas caros de los de varones
hace 15 meses.

Al igual que ocurre con los productos para adultos, el llamado "impuesto rosa" hace que los juguetes de nenas lleguen a costar hasta el doble que los mismo juguetes destinados a varones.


El sobreprecio que se paga actualmente por  versiones femeninas de artículos infantiles supera, en algunos casos, el 100%. Para adquirir una bicicleta de color rosa hay que desembolsar 2250 pesos más respecto a lo que sale una versión cross de igual rodado . Así lo expresa un informe realizado por Walter Martello, desde el observatorio de niñez y adolescencia de la Defensoría del pueblo de la Prov. de Buenos Aires. 

 


Desde los colores hasta las funciones, los juguetes siempre han marcado una clara división de roles entre varones y nenas.  

Y en ese aspecto, la industria del juguete tiene una enorme responsabilidad que debería ser revisada.  

Un informe realizado por el Centro de Economía Política Argentina, revela que el 40% de los juguetes catalogados “para nenas” más vendidos del mercado son los vinculados a las tareas de cuidado y el trabajo doméstico, y el 32 % con productos de belleza. En el caso de los nenes, el 30 % tienen que ver con artículos deportivos, y el 26 % con juegos de riesgo, aventura, tecnología, muchas veces relacionados con la violencia .

Por qué todos los juguetes relacionados con las tareas del hogar son rosas y en los caátologos o publicidades se ve a niñas jugando con ellos? 

Porqué los juguetes catalogados como “de varón” suelen ser mostrados como arriesgados, valientes y tecnológicos? 

Porqué seguir diviendo el enorme espectro de juguetes en mitad niñas y mitad niños? 

Porqué, ademas de eso, los juguetes para niñas son más caros que los destinados a varones? 



Martello, quién expuso sobre esta problemática el año pasado en el Congreso de Estudios de las Masculinidades y Derechos Humanos, organizado por la Fundación Justicia y Género y la Universidad Nacional de Costa Rica, sostiene que “es el denominado “impuesto rosa” (pink tax). ¿De qué se trata? En jugueterías, y catálogos on line de algunas de las principales tiendas e hipermercados del país, se puede visualizar el impacto de este gravamen encubierto. Concretamente, productos de similares características -y hasta igual fabricante- se termina pagando más caro si está dirigido a niñas. Ello se da en variados rubros: desde el marchandansid de la franquicia Disney y Marvel, hasta rodados, instrumentos musicales, artículos escolares y prendas deportivas. “

 

Este domingo es el día del niño. pensemos en una una propuesta que no excluya ningún juguete: que sean ellos los que elijan con qué jugar, y no nosotros (o el mercado) los que decidamos por ellos.  Y sobre todo, no fomentemos a través de estos estereotipos, la desigualdad desde la infancia.


¡Comparte la noticia con tus amigos!



Comunicate con nosotros