Somos un país de inmigrantes
hace 2 meses.

Entre 1881 y 1914, más de 200 mil extranjeros arribaron al puerto de Buenos Aires. Aproximadamente el 30% de la población argentina de postguerra era inmigrante proveniente de Europa central. Hoy, son el 5%, mayormente latinoamericanos, aunque también hay sirios, coreanos y chinos. Argentina, crisol de razas!


Le atribuyen a Octavio Paz la frase que dice que "Los mexicanos descienden de los aztecas; los peruanos, de los incas, y los argentinos, de los barcos". Más allá de la dudosa autoría de la frase, lo cierto es que somos un país de inmigrantes.

Quién de ustedes, que hoy estan leyendo esto, no tiene un abuelo o un padre que haya bajado alguna vez de uno de esos barcos, como hoy los hacen de los aviones o micros? 


NOTA: si lo tienen, pueden averiguar aquí sus datos https://www.dateas.com/es/servicio/genealogia/censos-inmigrantes/argentina?gclid=EAIaIQobChMItOXouo-25AIVjm7BCh2rsA_nEAEYASAAEgLvF_D_BwE





“Buenos Aires es, por lejos, la ciudad de habla hispana más grande del mundo. Es tres veces más grande que Madrid. Sin embargo, gran parte de su población es extranjera. No más del 50 % de ellos  nacieron en el país. Hay más italianos que nativos argentinos en Buenos Aires, y al menos 100 mil habitantes llegaron de España" Así explicaba el antropólogo George Carpenter la situación de Buenos Aires en 1889. (Es el autor de esta foto que muestra una carreta de inmigrantes italianos en la explanada del hotel de Inmigrantes)   


TODOS LOS HOMBRES DE BUENA VOLUNTAD....


El 4 de septiembre de 1812, una disposición dictada por el Primer Triunvirato aseguraba “la inmediata protección a los individuos de todas las naciones y a sus familias que deseen fijar su domicilio en el territorio”. En 1824, la ley de enfiteusis y la creación de la Comisión de Inmigración por parte de Rivadavia sienta el precedente de esta Argentina cosmopolita y hospitalaria. 

Fue en el marco de esa ley que en 1825 llegaron (entre otros) los escoceses que formaron la Colonia Monte Grande, gérmen del futuro pueblo. Después  vendría la inmigración europea de pre y post guerra, constituída en gran parte por italianos y españoles, aunque en nuestra zona también llegaron portugueses, judíos, polacos, rusos, ucranianos y yugoeslavos 

A fines del 1900, la inmigración fue mayoritariamente de bolivianos, paraguayos y peruanos. 

En estos últimos años, más de 100.000 venezolanos y 2000 sirios llegaron a estas tierras en busca de un futuro (si no mejor, al menos una posibilidad de futuro). 

Desde aquella primera disposición de 1812, nuestro país siempre tuvo una política de puertas abiertas, consolidada definitivamente con la Ley Nacional de Migraciones del 2003, considerada un ejemplo en todo el mundo ya que considera al migrante un sujeto de derecho. 

Pero más allá de las cuestiones legales, los argentinos nos enorgullecemos decir que recibimos “a todos los hombres de buena voluntad que quieran habitar en suelo argentino”. 

A lo largo de estos 200 años, cada oleada de inmigrantes trajo consigo mucho más que un baúl. Trajo sus sueños, sus capacidad de trabajo, sus ganas de progreso. Trajo conocimientos, costumbres y cultura, que fueron amalgamándose para formar esa idiosincracia tan particular que hoy tenemos.

 

Bienvenidos todos ellos!  



¡Comparte la noticia con tus amigos!



Suscribite

¡Dejanos tu correo para recibir las últimas novedades de goCanning!