El suicidio es la segunda causa de muerte en chicos entre 10 y 19 años
hace 2 meses.

En junio de este año, Unicef publicó un informe alertando sobre la situación del suicidio infantil y adolescente en Argentina. Los casos se triplicaron en los últimos treinta años y son mayores en las provincias de Salta, Catamarca y Jujuy que en el resto del país.


La definición fría del suicidio es “el acto deliverado de quitarse la vida”. Algo que, en los niños y adolescentes, por la vulnerabilidad de su etapa de desarrollo, adopta características particulares (y preocupantes) . Los profesionales de la salud mental suelen coincidir en que, a esa edad,  tener ocasionalmente pensamientos suicidas no es anormal. Estos son parte de un proceso normal de desarrollo en la infancia y adolescencia al tratar de elucidar los problemas existenciales cuando se trata de comprender el sentido de la vida y la muerte. En ese marco, la Organización Mundial de la Salud alertan sobre una circunstancia: “mayoría de las personas que intentan suicidarse no buscan exclusivamente la muerte. Se supone entonces que el suicida no quiere fallecer, sino que desea dejar de sufrir. Esta premisa se complementa con la idea de que los niños de entre 8 y 11 años no tienen noción de que la muerte es para siempre y muchos adolescentes tampoco. Por eso, pueden llegar a pensar que cuando estén muertos, las personas que los hicieron sufrir recapacitarán y dejarán de provocarles dolor cuando resuciten.” 

 

Unicef publicó el año pasado el informe ““Suicidio en la adolescencia. Situación en la Argentina”, donde marcan que los casos de suicidio en la adolescencia se triplicaron en los últimos 30 años. Hoy constituye la segunda causa de muerte en la franja de 10 a 19 años (la primera son los accidentes de tránsito) 

 Si bien dejan en claro que la muerte autoprovocada nunca es el resultado de un solo hecho, advierten que pueden identificarse algunas causas que, combinadas con otros factores, podrían llevar a una conducta suicida: 

-      la ausencia de personas significativas o instituciones que puedan contener, sostener, proteger y acompañar a los chicos en su desarrollo psicosocial. 

-      Las dificultades para cumplir con los estándares sociales aceptados al momento de atravesar la transición de la juventud a la adultez, 

-      el padecimiento mental no atendido 

-      el abuso sexual 

 

El suicidio es una problemática que no hace diferencias de género, religiosas ni socieconómicas, pero no impacta de la misma manera a todos. En el grupo etario de niños y adolescentes, las mujeres tienen más intentos suicidas que los varones, pero hay mas muertes por suicidio en varones, que además, tienden a usar métodos más letales como ahorcamiento o la utilización de armas de fuego.

Unicef también destaca otro tema no menor: el vínculo entre el suicidio y la vulnerabilidad social: analizando los datos de los certificados de defunción, notaron que es mayor el porcentaje de suicidios en chicos con menos nivel de educación. 

Por último, Unicef destaca que las tasas de mortalidad autoprovocada entre 2015 y 2017 en las provincias de Salta, Catamarca, Jujuy, son 10 veces más alta que las tasas en el resto del país.

 Fernando Zingman, Especialista en Salud de UNICEF, declara que “Es necesario implementar políticas públicas preventivas e implementar la capacidad de las personas adultas que integran escuelas, servicios de salud, servicios de protección, fuerzas de seguridad y organizaciones comunitarias para que tengan las herramientas necesarias para contener y brindar asistencia”, destacó.

 Es importante recalcar, que el procedimiento de registro de las muertes por suicidio aún es deficiente. Requiere de mayor articulación y acuerdo en los criterios de codificación entre los diversos actores institucionales e individuales que intervienen para garantizar el registro de casos. Es necesario conectar los certificados de defunción con las historias clínicas, de manera de mejorar los datos sobre causa de muerte, y crear un registro electrónico unificado con distribución de la información para los diferentes organismos, respetando los criterios éticos de confidencialidad, anonimato y fuertes normas de resguardo de la información.

 

QUÉ PASA EN BUENOS AIRES? 

 

Pese a que los números y las organizaciones alertan sobre este problema, no parece haber una política oficial al respecto. 

En la ciudad de Buenos Aires, existe el Centro de Ayuda al Suicida, conocido como CAS. Funciona desde 1984, cuando comenzó a atender de 12 de la noche a cuatro de la madrugada, desde eun subsuelo del Hospital de Cinicas. Llegaron a tener un centenar de voluntarios y atender las 24 hs. La crisis y la falta de aportes del organismo hicieron que los voluntarios fueran mermando y hoy son menos de veninte voluntarios que se turnan para donar cuatro horas por día en un espacio que les presta una emrpesa privada para atender los llamados a la línea 135. 

Tratan de cubrir el mayor rango horario posible y además cuentan con un área de prevención que ofrece exposiciones teóricas y talleres de reflexión destinados a escuelas, docentes, padres y toda persona vinculada con adolescentes 

En la provincia de Buenos Aires,  las cosas son aún más precarias. Hoy, con motivo del día de Prevención del Suicidio, el ministerio de Salud de la Provicnia realizó una serie de capacitaciones diferentes distritos bonaerenses y creó un mapa provincial con la geolocalización de los establecimientos públicos de salud mental. Sin embargo, y a pesar de que la provincia de Buenos AIres adhirió a la ley La Ley 27.130 que establece la habilitación de una línea telefónica de atención gratuita, la misma todavía no se encuentra operativa y el único teléfono que supliría (en parte) esa falencia es el de Fonodroga: 0800-222-5462. 

La ausencia de políticas públicas e instituciones que realmente aborden esta problemática no es un tema menor. 

En el informe de Unicef, hay un capitulo en la cual se transcriben una serie de testimonios reales, sobre los cuales se establecieron algunas tipologías de estudio. Estudiaron intentos de suicidio y suicidios consumados. En casi todos esos casos marcan que las instituciones intervinientes no estuvieron, fracasaron, o cumplieron a medias.

 

Más info: https://www.unicef.org/argentina/informes/el-suicidio-en-la-adolescencia


 

¡Comparte la noticia con tus amigos!



Suscribite

¡Dejanos tu correo para recibir las últimas novedades de goCanning!